MarketingReportajes
Tendencia

La revolución del streaming en el marketing y la publicidad

La revolución del streaming en el marketing y la publicidad

La revolución del streaming aporta un nuevo escenario para las marcas en sus estrategias de marketing y publicidad.

Hace tiempo que el entretenimiento ofrecido por los influencers en las plataformas digitales ha adelantado a las opciones tradicionales y ha calado hondo entre los más jóvenes. Han irrumpido de manera contundente y están cambiando las reglas de la publicidad y el marketing tradicionales. Los últimos eventos de los populares streamers han arrojado unas cifras de audiencia descomunales, abriendo un nuevo escenario para las marcas, que deben aprovechar este nuevo escenario si quieren alcanzar las nuevas generaciones.

Pero, ¿como ha llegado el streaming a revolucionar el panorama del entretenimiento? Vamos a analizar la revolución del streaming y el nuevo paradigma al que se deben enfrentar las marcas en sus estrategias de marketing y publicidad.

¿Qué es un streamer?

¿Qué es un streamer?

Empecemos por el principio: ¿Qué es un streamer? Un streamer es aquella persona que realiza una retransmisión de contenido en vivo o video pregrabado. El alcance de los streamers incluye diferentes géneros que abarcan desde jugar a videojuegos, realizar tutoriales o incluso charlar con los espectadores.

Estos streamers empezaron a conocerse como tal a principios de 2010 en YouTube subiendo gameplays o vlogs. Aunque el contenido no era en vivo, los usuarios podían obtener una audiencia considerable en sus canales. Muchos se volvieron tan populares que empezaron a ganarse la vida solo creando contenido. La irrupción de Twitch para discutirle la hegemonía de los vídeos online YouTube sacudió el pastel, ofreciendo muchos más ingresos a los usuarios que decidieran utilizar esta plataforma en pos de la de Google. Los millones de euros que pueden llegar a ganar los streamers han convertido el “streaming” en una opción viable para dedicarse profesionalmente por aquellas personas que tienen personalidad o habilidad de una forma u otra.

La revolución del streaming

Plataforma de Streaming | Twitch

La plataforma de streaming Twitch es propiedad de Amazon y permite retransmitir contenido en vivo con canales de todo tipo: Música, cocina, tutoriales, tecnología, maquillaje, etc… pero es la retransmisión de videojuegos los que tienen más audiencia entre el público. Actualmente, Twitch cuenta con más de 100 millones de usuarios activos al mes, y 2,5 millones de streamers mensuales. Según datos de la propia red, el 99% de sus usuarios ve retransmisiones de videojuegos, el 61% chatea con la comunidad, el 38% consume otros tipos de vídeos y el 25% retransmite sus propias partidas. El 58% de los usuarios dedica más de 20 horas mensuales a Twitch.

Si a eso le sumamos la irrupción de los esports, con League of Legends y Fortnite a la cabeza, las audiencias se multiplican. En época pre-pandemia, la Fortnite World Cup celebrada en Nueva York, el FIFA eWorld Cup en Londres y el célebre EVO en Las Vegas arrojaron una audiencia de más de 70 millones en todo el mundo, sin contar los eventes previos y posteriores al torneo. Una audiencia que ya reúne a la mitad de espectadores que una Super Bowl.

¿Quienes son los streamers más populares?

La revolución mundial del Streaming | Ninja

Los streamers más populares según cifras de 2020 son: Ninja (Richard Tyler Blevins con 16,5 millones de seguidores en Twitch y 24.2 millones de seguidores en YouTube). Vegetta777 (Samuel de Luque Batuecas con 31,9 millones en YouTube y 998,400 en Twitch) y Tfue (Turnet Ellis Tenney con 12 millones en YouTube y 9.8 millones de en Twitch). A nivel de habla hispana, aparte de Vegetta777 tenemos a Rubius (Rubén Doblas Gundersen con 39 millones en YouTube y 7.5 millones en Twitch) e Ibai (Ibai Llanos con 4,3 millones en Twitch y 4.59 millones en YouTube).

El Rubius

El streamer más conocido | Rubius

El Rubius es quizá el Youtuber más conocido por todos. Aunque actualmente no es el más visto, si que tiene el mérito de tener más exposición y el primero en darse a conocer entre el público general alejado de la vida digital. Con tan sólo 31 años ha generado un imperio mediático en torno a su figura gracias al cual factura en torno al millón de euros anuales. 

Ibai Llanos

La consolidación del streaming | Ibai Llanos

Ibai Llanos es un streamer que saltó a la fama por ser narrador de los torneos de League of Legends (LoL). Su carisma y sintonía con los fans de LoL le llevaron a tener miles de seguidores en Twitter y posteriormente en YouTube, donde narraba de vídeos de todo tipo de competiciones. Se decidió a dar el salto a Twitch pero siempre desde una voluntad de entretenimiento, no de ganarse la vida con ello.

En 2020 fichó por el club G2 Esports y se mudaron a un lujoso apartamento en el que el y tres amigos se dedicarían a crear contenido. Cada día se conectaban para comentar vídeos populares de Youtube, narrar partidas de esports, jugar a videojuegos y hablar de cualquier tema sin tapujos. Consiguieron diversos hitos: Organizó una liga online de FIFA con la presencia de todos los equipos de la Primera División Española, juntando voces destacadas de la radio y televisión deportiva. En Diciembre organizó un acto benéfico, el “Ibanéfico” donde recaudó más de 200.000 € y contó con la presencia de Neymar y el Kun Agüero, entre otros.

Acabó 2020 dando en directo las campanadas a través de su canal de Twitch. El minuto de oro superó el medio millón de visualizaciones, cifras superiores a cualquier cadena de televisión retransmitiendo esa misma noche. El cambio había llegado para quedarse.

TheGrefg

Llega la revolución del streaming | The Grefg

Otros de los streamers más populares es TheGrefg (David Cánovas), nacido en Murcia. Tiene 24 años y ha pulverizado récords que poco se imaginaba cuando empezó con 15 años subiendo gameplays de Modern Warfare 3. Ostenta el récord de espectadores de Twitch en una sola emisión, cuando el pasado 11 de enero reunió a 2,4 millones de espectadores para presentar su nueva ‘skin’ del videojuego Fortnite, un ‘kit’ de apariencias y objetos relacionados con el ‘streamer’ que pueden ser adquiridos dentro del videojuego.

Tiene más de 18 millones de suscriptores en YouTube y siete millones en Twitch. Es autor de varios libros, entre los que destaca “Team Heretics”, un manual sobre todo lo que se necesita saber sobre los esports. Su desparpajo al comentar los videojuegos ha llamado la atención a jóvenes adolescentes, que ven en él en una de sus referencias para convertirse en ‘gamers’. De hecho, TheGrefg es uno de los youtubers hispanohablantes con más suscriptores.

Las nuevas generaciones y su consumo de contenido.

Publicidad en nuevas generaciones

La revolución del streaming ha ocasionado que las nuevas generaciones no vean la Televisión; consumen el contenido ofrecido por estos streamers. Es gratuito, es inmediato, es divertido y es interactivo. Todos los ingredientes mezclados a la perfección para ofrecer un combo perfecto: El entretenimiento digital. Los jóvenes escogen sus streamers favoritos según la temática, y se identifican con ellos. A diferencia de los futbolistas, cantantes o actores, los streamers son personas próximas que interactuan constantemente con sus seguidores. Conceden horas y horas solo a hablar con la comunidad, generando un clima de camaradería que deriva en una relación de confianza mutua.

Los streamers se exponen a diario con numerosas horas en directo frente a sus sets para jugar a videojuegos, mirar videos por internet y charlar con los usuarios. Dependiendo de los seguidores y visualizaciones, Twitch paga más o menos. Y es de obligado cumplimiento realizar clips con los “highlights” que irán destinados a YouTube, engrosando aún más los ingresos de los streamers.

Las cifras hablan por si solas: 24.000 millones de dólares de ingresos y un crecimiento anual del sector del 3,2%. La edad media del público que consume streamings, de 18 a 34 años.

La revolución del streaming, un nuevo escenario para las marcas.

Las marcas y el streaming

A raíz de la pandemia, la estrategia digital y la presencia en el mundo online se ha convertido en indispensable para muchas marcas. El nuevo proyecto de Ibai después de expirar su contrato con G2 Esports es replicar la idea de una “casa de streamers” pero multiplicado: Se llama “IbaiLand”. Para ello se mudó a la antigua mansión de Eto’o y fichó a más creadores de contenido. Todo gracias a la ayuda de patrocinadores y contratos publicitarios suculentos debido a su auge como streamer.

Marcas como ColaCao, Grefusa o Domino’s Pizza son patrocinadores principales y ya están empezar a recoger los frutos con su inversión a nivel de imagen y exposición. La presencia de la marca en las conversaciones digitales es constante, y la percepción positiva ha crecido exponencialmente entre la comunidad.

Además, al tener un número máximo de 8 patrocinadores en “IbaiLand”, dispara el precio por ser uno de ellos, comparable a los contratos por derechos de imagen del fútbol o los patrocinios de las camisetas por parte de las grandes multinacionales.

El gran evento de Twitch

Que es Marbella Vice

Y los próximos eventos llaman a tener audiencias históricas, como “Marbella Vice”, donde 151 influencers se reunirán en un mismo evento. Nombres tan dispares como Auronplay, Perxitaa, TheGrefg, Rubius o Cristinini, futbolistas como Haaland, Borja Iglesias, Courtois o Kun Agüero o artistas como Kidd Keo.

Un mega evento diario que nutrirá de contenido todos los canales implicados, con videos durante, antes y después de cada partida. Además de todos los canales satélite como clubs de fans, narradores de contenido o medios de comunicación que se aprovecharán de las anécdotas y noticias que puedan suceder durante el juego.  “Marbella Vice” está llamado a ser la revolución del entretenimiento. Toda una golosina para las marcas.

 

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

catorce − cuatro =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba